En la plazuela de San Juan se localiza la Casa de los Saavedra. Su propietario original fue Fernán Arias de Saavedra. El que fuera su sucesor, Juan de Saavedra el Navarro, reformó en la segunda mitad del siglo XV el edificio. Varios siglos más tarde, después de ser ocupada por varios miembros de la familia Saavedra, Juan María de Varela y Abraldes, duque de Monroy, pasa a ser su propietario. Cuando murió el duque en el año 1891, la casa pasó a tener diversos usos, ya que su propietario no tuvo sucesión. Actualmente es la sede de la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Cáceres. En la fachada destacan el escudo de mármol, de armas de los Saavedra, datado en el siglo XVIII, así como una ventana gemela. Dentro de la casa se ubica una escalera, obra del cantero Pedro Gómez y un patio de granito de dos plantas, ambos del siglo XVI. Existen diferentes emblemas de la familia Saavedra en varios puntos del edificio.

Hablaremos ahora también de la Torre de los Sande, que también se llama Torre de los Plata. El edificio pertenece al palacio del Vizconde de Rodas y contrasta con las construcciones de alrededor por su esbeltez. El edificio fue probablemente levantado en el siglo XV sobre una antigua casa. Su planta es cuadrada y tiene un matacán en ángulo, elemento medievalizante, que está soportado por nueve modillones. A su derecha hay una pequeña ventana con un arco en dintel o de espadilla. Junto a la torre hay una fachada de granito que tiene una ventana con ajimez y los escudos en mármol de Sande a la izquierda y Ulloa a la derecha. La historia de este edificio está ligada a la de los linajes de sus constructores. La reedificación de esta casa, la torre y la capilla de la familia en la iglesia de San Mateo, la realizó Juan de Sande, hijo de Álvaro de Sande y de Inés González Espadero, que además estaba casado con Teresa Álvarez de Ulloa. A esta torre le pasó lo mismo que a muchas otras de la ciudad, que fue desmochada como parte de las medidas de pacificación de Castilla, para terminar con las disputas entre los nobles de Cáceres. Por este motivo, las torres fueron cortadas a la altura de las edificaciones a las que pertenecían. Asimismo, tenían que  inutilizar sus funciones ofensivas y defensivas. Es posible que antes de ser desmochada la torre fuera mucho más esbelta y estuviera coronada por almenas.

Si vas a venir a Cáceres con los peques de la casa, echa un vistazo a nuestros horarios para realizar tu Free Tour en Cáceres también con niños.